Vino tinto, Corazón contento…

copa-vinoHan pasado diferentes enfermedades y diferentes tiempos, en dónde el común denominador de la muerte del ser humano, solía ocurrir a partir de un virus o alguna enfermedad de transmisión. Lo que llevó a una extenuante campaña de concientización y de cultura acerca de estos, para poder evitar ser contagiados y protegernos.

Lo que ahora nos lleva a una amenaza mas fuerte y que tiene que ver mucho con nuestro ritmo de vida, aquel que empieza con nosotros cada mañana y que hace sentir nuestro cuerpo con alerta a cada precipitación.

Esto tiene que ver en gran parte al estrés de cada día y al ritmo que le imprimimos a nuestra rutina.  Existen cada día más personas que sufren ataques al corazón debido a estas precipitaciones, pero está en nosotros el poder ayudarnos.

Al pensar en tomar un vino, siempre viene a nuestra mente el grado de alcohol, las consecuencias de nuestros actos y algunas veces las calorías que están aportando a nuestro cuerpo. Pero eso es porque no conocemos el vino tinto y las bondades que de él podemos obtener, esto quiere decir, el consumo moderado del vino tinto y los beneficios cardiovasculares que estos puedan tener.

Pensemos mas a fondo, ¿Por qué los franceses tienen menos enfermedades del corazón?, si el consumo en promedio es 3 veces mayor  de grasas saturadas y mayor hábito al cigarrillo. Y una de las explicaciones es que él habito de tomar vino con las comidas, en especial de vino tinto ayuda a proteger el corazón.

A ver… entendamos esto, el control moderado del consumo del vino tinto ayuda a nuestro corazón a combatir enfermedades, pero ¿Por qué?., No estoy a favor del consumo excesivo del alcohol, pero bueno, si el alcohol puede ayudarnos en algo, podría darle una segunda oportunidad y eso es lo que tratamos de hacer.

El alcohol aumenta el nivel de lipoproteínas de alta densidad y esto ayuda a disminuir el riesgo de enfermedades del corazón y arteriales. Y por supuesto que el vino tinto contiene la cantidad necesaria para actuar sobre estas afecciones.

descarga

El vino tinto contiene flavonoides, y estos son los factores que dan un poder como antioxidantes, además de:

– Hacer mas inofensivo el colesterol LDL impidiendo su oxidación
– Evitan las plaquetas de la sangre se aglutinen formando coágulos
– Disminuyen las inflamaciones

Los flavonoides se encuentras en la piel, y es la piel de la uva que le da color al vino tinto, además de encontrarse en cebollas, ajos, manzanas y cerezas. Se ha comprobado que cuando el colesterol malo se oxida, mediante los mecanismos de oxidación natural, estos promueven el desarrollo de enfermedades cardíacas. Y la reducción de riesgo es del 44% tomando una copa de 30 oz en aquellos que no son bebedores.

Les recomiendo comprarse una botella, no tiene que ser muy cara, lo único que tiene que importar es que tenga alguna de estas clases de uva (cabernet sauvignon, merlot, malbec o pinotnoir).

Les dejo una receta a base de un buen vino tinto, que vale la pena compartir y disfrutar en familia y alimentando el corazón

200902-a-bras-cooking-2

BoeufBourguignon

Ingredientes (4 personas):

1/2 kg de carne res
100 gr de tocino
1 cebolla
2 zanahorias
1 rama de apio
3 dientes de ajo
200 gr de champiñones
1 zanahoria
12 cebollitas francesas
1 nabo
1 cucharadita de concentrado de tomate
3 cucharadas de harina
1 botella de vino francés de Borgoña
mantequilla
sal
pimienta
1 ramita de tomillo fresco

Elaboración de la receta de BoeufBourguignon:

Pon a calentar el vino en una tartera hasta que reduzca un cuarto y deja que se atempere.
Pica el apio, mézclalo con la carne en un bol y agrega unas ramas de tomillo y romero.
Riega la carne con el vino, tapa con papel transparente y deja macerar de un día a otro.

Funde un trozo de mantequilla en una cazuela, escurre la carne con la ayuda de un colador y sécalo con un paño para que no tenga demasiada agua.
Dóralo en la cazuela.
Cuela la marinada e introduce las verduras a la cazuela.
Añade un trozo de mantequilla y dos cucharadas de harina y mezcla bien el conjunto.
Cocínalo durante 2 minutos.
Vierte la marinada y un poco más de agua a la cazuela, salpimiéntalo y agrega una cucharada de pasta de tomate.
Deja que se cocine el conjunto a fuego medio durante 1 hora y media.
Trocea los champiñones y la tocino y saltea todo en un sartén acompañado de un trozo de mantequilla.
Salpimienta.
Trocea las cebollitas, las zanahorias y el nabo y saltéalos en otra cazuela.
Mezcla los salteados con la carne, rehoga bien y termina con un poco de perejil picado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *