Horizontal Vertical

El pasado sábado fuimos invitados a ver la Obra Horizontal Vertical, que esta basada en el libro “La campana de cristal”  de Sylvia Plath, y aunque desafortunadamente no he leido el libro, me atrevo a recomendar esta obra por toda la creatividad que hay dentro del escenario que no deja de ser minimalista, es extraño, pero está lleno de elementos que te van guiando a comprender lo ilógica que es la mente cuando esta enredada entre vivir o morir, aunque no deja de ser algo muy atractivo para quien le guste explorar todos los recovecos que tiene la mente y todos los viajes que puede hacer con solo cerrar los ojos.

En lo personal las actuaciones de los dos actores Beto Ruíz y Gabriela Cuevas son fenomenales y cuando me enteré que el mismo Beto es el director y quien adaptó este libro al teatro, me sorprendí más, aunque es bien cierto que la obra no es para cualquier persona y que desde antes de entrar al teatro la misma ya inició, la recomiendo abiertamente, para las personas que nunca han asistido el teatro y que les gustan las películas obscuras que hablan sobre las traiciones de la mente, sin duda esta obra les encantará y los llevará sin salir del teatro a otro mundo; por otro lado el tema del suicidio está tratado de una manera tan  sensible que nos permite comprender un poco lo que sucede en la vida de una persona para que este lo tome en cuenta como una posible salida a sus problemas.

Horizontal Vertical esta basado en el  teatro físico o teatro del cuerpo, que con las actuaciones extraordinarias de Beto Ruíz y Gabriela Cuevas pareciera que hacer este tipo de teatro sea algo muy fácil.

Desgraciadamente el fin de semana fue la ultima función que tiene programada, deseamos de todo corazón que no sea definitivo y que puedan volver a ponerla en cartelera para todos los que se la perdieron puedan disfrutarla.

fragmento de  la poesía

 

La obra fue presentada en el Teatro Exprimental


Soy vertical

Mejor querría ser horizontal.
No soy un árbol con raíces hondas
en tierra, sorbiendo minerales y amor materno,
refloreciendo así de marzo en marzo,
reluciente, ni orgullo de parterre
blanco de admirativos gritos, muy repintado,
y a punto, ignaro, de perder sus pétalos.
Comparado conmigo es inmortal
el árbol, y las flores más audaces:
querría la edad del uno, la temeridad de las otras.

Esta noche, en luz infinitésima
de estrellas, árboles y flores
han esparcido su frescura aulente.
Yo entre ellos me paseo, no me ven, cuando duermo
a veces pienso que me les hermano
más que nunca: mi mente descaece.
Resulta más normal, echada. El cielo
y yo trabamos conversación abierta, así seré
más útil cuando por fin me una con la tierra.
Árbol y flor me tocarán, veránme.

 Sylvia Plath

2 thoughts on “Horizontal Vertical

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *